Diferencias entre UX y UI en el diseño de apps móviles

Diferencias entre UX y UI en el diseño de apps móviles

A la hora de llevar a cabo el diseño de apps móviles nos encontraremos con dos fases que a simple vista parecen similares, pero que en realidad son y comprenden labores muy diferentes. Nos referimos al diseño de experiencia de usuario (User Experience, o UX) y el diseño de interfaz de usuario (User Interface, o UI). Si queremos llevar a cabo el desarrollo de una aplicación para dispositivos móviles, debemos poner especial atención en la correcta elaboración e integración de ambos elementos dentro de nuestra app. También debemos evitar los errores más comunes en el diseño de apps, de forma que aseguremos su buena recepción entre los usuarios.

En la siguiente entrada vamos a explicar las diferencias entre ambas fases y los beneficios que nos pueden aportar cuando llevamos a cabo su correcta realización en el diseño de aplicaciones móviles.

diseño de apps móviles

El diseño de apps móviles incluye dos fases esenciales para el desarrollo de un buen producto: Diseño de UX y UI

La experiencia de usuario y el diseño de interfaz son elementos clave en el diseño de apps móviles

El diseño de experiencia de usuario es el paso inicial para determinar la interacción de las funcionalidades de la app con los usuarios. Está compuesta de varias fases de desarrollo, siendo la primera la identificación de las necesidades de nuestros usuarios. ¿Qué aporta la app? ¿Satisface una necesidad real del consumidor? ¿Qué característica va a motivar que los usuarios se descarguen la aplicación y hagan uso de ella? ¿Cuál es la tipología de usuario objetivo y qué hábitos de uso tiene?. Después de determinar las características básicas, el diseño de experiencia de usuario debe establecer la interacción de los usuarios con las mismas funcionalidades de la app. Para ello, en la fase de diseño de experiencia de usuario se debe de crear un mapa de navegación de pantallas, también llamado diagrama de flujo, que proporcionará una vista previa de las interacciones del usuario con la aplicación móvil. La navegación de pantallas debe tener una estructura sencilla de comprender para cualquier persona, ya que si es muy complicada puede crear confusión entre los usuarios. Un buen objetivo a cumplir en el diseño de UX es que la aplicación resultante sea sencilla, ágil, e intuitiva al usuario, independientemente de la complejidad que conlleve por dentro.

Por otro lado, el diseño de interfaz es un ciclo más creativo y centrando en lo que ocurre dentro de la pantalla, así como lo que percibe el usuario. Es por ello, que uno de los puntos más importantes dentro de esta etapa es la propia creación de la interfaz de usuario de la aplicación móvil. Para su correcta realización se deben definir todos los elementos con los que el usuario va a interactuar, al igual que especificar de qué manera se llevará a cabo la visualización de los contenidos. En esta fase siempre hay que tener en cuenta los terminales para los que estará disponible la app, ya que la interfaz tiene que adaptarse correctamente a las diferentes resoluciones de pantalla, y no sobrepasar la capacidad máxima del hardware de los dispositivos en los que debe funcionar.

En el diseño de interfaz también se lleva a cabo el diseño de todos los elementos gráficos del proyecto. Es necesario marcar una línea estética, normalmente basada en el manual de identidad corporativa de la marca, y adaptado al entorno de la propia herramienta. Dentro de estas tareas, por ejemplo, se selecciona una paleta de colores, las tipografías, botones, e iconografía. Estas tareas tienen gran importancia debido a que afectarán directamente a la usabilidad y legibilidad del contenido escrito de la app. De todos modos, cada año las tendencias de diseño cambian, ajustándose a los gustos e intereses de la mayoría de usuarios.

En conclusión, el diseño de experiencia de usuario y el diseño de interfaz son dos fases muy diferentes, pero igualmente necesarias a la hora de llevar a cabo la creación de una aplicación móvil. La experiencia de usuario crea los pilares de la app y establece como será su funcionamiento. Mientras que en el ciclo de diseño de interfaz se lleva a cabo la elaboración de todo lo referente a la apariencia de la aplicación, identificando los gustos estéticos de los usuarios y adaptando la línea gráfica del proyecto a los mismos. Ambas fases se complementan y gracias a su correcta integración conseguimos llevar a cabo el diseño de apps móviles que cumplen perfectamente con sus requisitos.

En Totemcat somos especialistas en el desarrollo de aplicaciones móviles. Gracias a la amplia experiencia de nuestro equipo de programadores y diseñadores podemos llevar a cabo la creación de tu app móvil tanto para iOS como para Android. Si tienes un proyecto entre manos, no lo dudes, contacta con nosotros. Te asesoraremos sin compromiso.

Comentarios están cerrados



Esta página web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación. Si pulsas en el botón ACEPTAR, consideramos que acepta su uso. Más información sobre las cookies

ACEPTAR